domingo, 3 de junio de 2012

Fotografías con vida propia paseando por la ciudad...

Caras de asombro y de circunstancias..., eso es lo que veía en los rostros de los transeúntes que se encontraban de frente con una serie de fotografías "con pies", que paseaban libre y jovialmente por las calles de Santa Cruz, llenándolas de ilusión, dinamismo, aventura y arte, sobre todo arte.
Tras esas caras imagino pensamientos de: "¿qué irán a pedir estos?, ¿contra qué protestan?, ¿qué reivindican?", llegaba la pregunta atrevida de la señora o señor, preso/a de la curiosidad:
-mira...y esto, ¿qué es?
Cualquiera de nosotros respondía orgullosamente:
-Hemos sacado a pasear el arte. Esto es una exposición itinerante. Nuestra intención es sacar el arte de los espacios cerrados y acercarla al ciudadano...
Seguidamente y sin excusas, esos paseantes de ciudad regalaban una sonrisa y hasta algunos aplausos como muestra de felicitación por tamaña iniciativa, fruto solamente de una mente artística e inquieta, como la de la fotógrafa María Pisaca.
Más de 40 personas fuimos convocadas por la artista para acompañarla en esta aventura´y sacar a que le diera "el aire" a dos de sus colecciones: "Reinas por dentro", una colección fotográfica realizada entre bastidores, momentos previos a la celebración de la Gala de Elección de la Reina del Carnaval de Santa Cruz de Tenerife, en las que se pueden observar muchos de esos "trucos" que hacen posible que las candidatas luzcan esos tremendos diseños carnavaleros.

 La otra muestra es "Circo Chino", toda una colección de imágenes de antes, durante y después de las fantásticas acrobacias de estos arriesgados artistas en la forma y el fondo de su actuación . 

Los "caballetes y soportes" de las fotografías fuimos un grupo de amigos, compañeros y excompañeros de María, algunos en activo -muy pocos- y los demás en el paro -muchísimos-, víctimas del paso de la crisis económica por los medios de comunicación.
Desde luego que la idea es genial y creo que es la primera vez que, a nivel nacional, se lleva a cabo una experiencia de este tipo.

Confieso que mi espíritu crítico me estaba jugando una de las suyas, "peleando" constantemente con mi espíritu confiado. La cuestión no era otra que el no poder abstraerme de lo que sabía...
Sabía que la artista llevaba años tocando a diferentes puertas de políticos a los que fotografiaba prácticamente todos los días (para acompañar distintos artículos en prensa), solicitando un poco de colaboración para exponer sus fotografías, una sala y poco más... y el "ya veremos", "ya lo vemos", "ya hablaremos" y un sin fin de "ya..." es lo único que encontró y sigue encontrando mientras comprobaba, comprobamos y comprobaremos el apoyo político a otras actuaciones que, en ocasiones, poco tiene que ver con el interés general de los ciudadanos.
Supongo que la fotógrafa se hartó de tanto ninguneo (poco o nada merecido), puso su imanación a volar y halló la manera de llegar a más gente, más directamente, demostrando además que ciertos gestores públicos cada vez son más inútiles.
María Pisaca, sonriente, agradecida, pletórica, rebosante de la sencillez que la caracteriza me dijo una vez terminó nuestra excursión capitalina:
-Tengo un "subidón", una mezcla de sensaciones aquí (señalándose el nacimiento del estómago) que me puede. ¡Oye, qué bien todos, qué bien, qué grandes...!, ¡Tenemos que repetirlo, la próxima vez en La Laguna!.
Claro que sí, María Pisaca, en La Laguna, en el Puerto de la Cruz, en el Sur, en otra isla, donde tú quieras nos tienes...

5 comentarios:

  1. 1 rposncUna idea original y potente.
    Enhorabuena a la autora, María Pisaca.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nunca mejor dicho, fue "Amor al arte".
      Felicidades María, siempre te acompaña la luz.

      Eliminar
  2. El mundo entero tendría que repetir este tipo de iniciativas!!!... Mil felicidades Maria Pisaca!!!!

    Maria Santaella
    Venezuela

    ResponderEliminar
  3. María es una persona muy especial y una excelente profesional

    ResponderEliminar
  4. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar